Pathfinder: Sins of the Saviors (XIV)


15/11/2020. Juan (DJ), JC (Karil), Scott (Kravin), Sento (Englier), Leo (Hank), Germán (Debra)


Los hechizos de Debra eran más útiles de lo que parecían, gracias a la visión verdadera que le había otorgado a Hank, este pudo encontrar fácilmente una puerta secreta al final de la sala.

La puerta daba a una pequeña biblioteca con una mesita rodeada por sillones orejeros, en uno de ellos veíamos la parte superior de la cabeza y un brazo en el reposabrazos. Todos con las armas preparadas bordeamos el sillón, allí estaba el Vraxeris al que no había que molestar, y se veía que nadie lo había molestado en mucho tiempo, tanto como todos los años que llevaba muerto.

El cuerpo tenía en su mano un libro escrito a mano, que por la posición del cuerpo y la pluma caída en el suelo debía ser un diario, y por los trazos escrito en la lengua de los runelords. Por suerte Hank tenía la capacidad de leerlo, pudo ver como la escritura había ido evolucionando con el tiempo, pasando de una escritura perfecta a unos ilegibles trazos hechos claramente por un enfermo. El inicio hablaba sobre una investigación, y en sus últimas páginas sobre sus sentimientos y su estado, que no era demasiado bueno, estaba preocupado por algo pero no era momento de ponerse a leer libros.

No era el momento de ponerse a leer libros pero estábamos rodeados por ellos y teníamos un mago en el grupo, a ver quién pasaba por la biblioteca sin mirarla. Kravin se abalanzó sobre ellos, eran mayoritariamente sobre transmutaciones, también había conjuros relacionados con los muertos (pero no en el sentido de la necromancia), sino mas bien sobre la espiritualidad de la muerte. Como en los casos anteriores la biblioteca acabó en uno de las bolsas de contención que llevábamos.

En una de las manos de Vraxeris había una figura de pavo real con una cola confeccionada con varillas de incienso (algunas de ellas ya consumidas). Al mirar si algo era mágico, el cuerpo brilló como una atracción de feria, las varillas de incienso eran mágicas, la capa, los ropajes, el anillo, la diadema,… todo era mágico,

Englier, demostrando una inteligencia fuera de lo común en el tratamiento de objetos mágicos, cogió la capa y apareció en una habitación de ladrillo de 9×9 m rodeado de cuerpos desnudos en diferentes estados de descomposición, algunos faltándoles alguna parte, todos los cuerpos son de Vraxeris, apilados de cualquier manera en varias montañas, cientos de ellos.

Englier desapareció ante sus ojos, así que el resto de sus compañeros corrieron a buscarlo. Por el pasillo Karil gritaba el nombre de Englier y por suerte este lo oyó, respondiendo el grito. Estaba tras una especie de puerta acorazada, algo que Hank no había visto nunca (lo que no quería decir que tuviera posibilidades de resistir a sus tan entrenadas manos), y que parecía estar diseñada para conservar lo que hubiera tras ella.

Tras liberar a Englier vieron otra puerta idéntica, tras ella otra habitación llena de decenas de Vraxeris desnudos muertos, esta vez los habían tratado con más respeto, estaban apilados correctamente organizados por edades.

La puerta que había al sur daba paso a un dormitorio con una gran cama a un lado y una sala de estar con sillones y mesita en el otro lado. Repartidas por la habitación había seis mujeres idénticas, muertas y desnudas, parecían destripadas, como si un enorme animal con garras se hubiera cebado con ellas. Sus orejas, sus garras en las manos, su cuerpo en general parecía el de un súcubo, pero era algo más poderoso que un súcubo. Es más, si no fuera porque la posición de los cuerpos no indicaba que hubiera habido un combate, cualquiera diría que se habían matado entre ellas, las heridas coincidían con sus garras.

No había nada más en esa sección de la forja y no estábamos en condiciones de comenzar la exploración de la última zona, por lo que volvimos a nuestra zona habitual de descanso a curarnos de las heridas y a pegar un vistazo a los objetos mágicos de Vraxeris.

The Shimering Veils of Pride
  • Anillo – Ring of wizardry – Duplica los conjuros de segundo nivel – Kravin
  • Diadema de inteligencia +2Debra
  • Ropajes – Archmage evil
  • Capa – Cape of the Mountebank – Dimension door 1 vez/dia. Desapareces en un puzzle de humo gris. (800 ft) – Kravin.

Englier puso los ropajes malvados junto a las espadas y la pluma, tenía pensado arrojarlo todo a la piscina del Mago de Mithril para destruirlo en cuanto tuviera ocasión, la entrada que te puede transformar en pez y el tratar con el ser malvado con el que había llegado a un pacto, hacía que no tuviera mucha ilusión en aparecer por allí, pero no dudaba de que llegaría el momento.

Tras el descanso partimos hacia la última de las secciones, la de la ira The Halls of Wrath, en busca de las cenizas de alguna de sus víctimas.

La entrada tenía paredes llenas de runas, escenas belicosas, luchas, peleas,… llegamos a una sala muy grande con decoración similar, tenía una altura de unos 30 metros y las paredes estaban ilustradas con escenas de batallas. Al fondo de la sala había una especie de balcón o plataforma a unos 15 metros en la que había una estatua de una mujer despampanante con una especie de alabarda en las manos (un tridente de dos puntas).

Por la sala pudimos ver viejas manchas de sangre, pese a que habían intentado limpiarlas, estaba claro que allí había habido más de una dura batalla.

Nada más había en la sala, así que fuimos avanzando hacia el balcón y habiendo recorrido unos ⅔ de la sala, la estatua giró y comenzó a disparar flechas de fuego.

Lo teníamos jodido, era un golem (que se nos dan fatal) y estaba en alto (y somos unos inútiles trepando).

Pese a estar todo en contra, el más arrojado que inteligente paladín se lanzó al combate llegando hasta la base de la terraza. Karil, el más ágil de todos, corrió hasta Englier y usándolo como escalón, saltó hasta la terraza. Hank empezó a lanzar flechas, Kravin algún hechizo, Debra protecciones, Englier lanzó una cuerda para tratar de trepar, Karil trató de empujarlo. Pocas cosas salieron bien, aunque luego mejoraron.

Los hechizos de Kravin no eran muy útiles hasta que dio con los de electricidad que ralentizaban al golem. Las potenciaciones y curaciones de Debra permitieron a Englier no quedar inconsciente cual jamón serrano colgando de la cuerda. El golem de hierro ascendió a Englier con una mano y cuando estaba a su altura lo lanzó despedido con una sola patada.

Los golpes de Karil no hacían mucho, así que avanzó por el pasillo tras el Golem por si hubiera algún modo de desconectarlo. La sala que había al fondo tenía dos círculos grandes grabados en el suelo, uno azul y uno rojo, pintados con pintura mágica. Karil saltó sobre el azul y apareció en un lugar desconocido que también tenía esos dos círculos, apareciendo sobre el rojo.

Un airwalk de Debra permitió a Englier desentenderse de la cuerda y ponerse al nivel del golem, nivel de altura, porque de fuerza ni en 2000 años.

Más hechizos de Kravin, un Aid de Debra sobre Englier, golpes de maza de Englier y flechas sin parar de Hank, dieron su resultado, el golem fue destruido.

Mientras, Karil saltó sobre el círculo azul, reapareciendo en la sala del fondo del golem, había averiguado como funcionaba la teleportación entre salas, lo explicó y nos dirigimos hacia el interior de la ira. Solo cabíamos cuatro por círculo, así que en primer lugar saltamos Englier, Kravin y Hank, Karil y Debra irían en el segundo salto.

En el otro lado nos estaban esperando, había ocho seres humanoides deformes (sin spawn) con hachas y dos mujeres con una espada a dos manos, para más inri se había quedado en primera línea el mago haciendo de escudo a los dos guerreros. La bienvenida consistió en golpes por todas partes y dos bolas de fuego, se podría decir que fue cálida pero no confortable.

Y ahí tuvimos que dejar las cosas, ya eran las nueve y unos tenían que dar la cena a sus hijas, otros tenían que hacer la cena,… así que cerramos la sesión de owlbear.rodeo y volvimos a la rutina.


Contenido bolsas aventureros

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s