De La Fé y la Paciencia Abraham obtuvo la Promesa. Campaña HellBoy

by

ghoulsOh Dios.

Amado Jesucristo.

Te necesito más que nunca.

He visto el mal con mis ojos. Otra vez. En mis compañeros. En este rebaño que me acompaña. ¿Como esperar, y tener conciencia de esperar?. Cuan difícil es alzar los brazos y abrazar a tu semejantes, poner la otra mejilla. Tus palabras son sabias, pero es dura su ejecución. No es suficiente enfrentarnos a las huestes de demonios, sino que además el mal anida en el corazón del pequeño Jinopotobar. Que malicia, que perversión, ¿será un agente del maligno? ¿Debo someterlo a un exorcismo? Alzar mis brazos y abrazarlos o alzar mi bastón…dudas y paciencia.

Tras descender al agujero que encontramos, Jinopotabar dejo bajar a algunos compañeros. Cuando algunos ya estaban abajo, se retiró a la retaguardia con susurros, “podrían ser demonios”, cuando los ojos de los que bajaron se acostumbraron a la luz, recibieron el ataque de 5 Ghilan, como más tarde nos dijo el chamán.

Casi matan al señor Port, que consiguió salir. ¿Era una trampa de Jinopotobar? ¿que ganaría callando su secreto y dejando que los demás arreisgasen su vida? ¿fué tomado por un demonio o un demonio habita en él y sólo se muestra ocasionalmente?

Aciagas son las horas cuando las dudas te asaltan y tus compañeros de viaje estiran sus sombras hasta parecer faunos.

Conseguimos rescatar a todos, incluso a Jinopotobar. Y decidimos ir a por Amekran e Idir que supondríamos vendrían con el chamán.

Tony y Jinopotabar se quedaron haciendo guardia por si habían más demonios. Mi alma lloraba por Tony.

Con la llegada de los locales, trajeron armas, y el nombre de los “ghilan”, demonios de mitología local. Y también trajeron una botella de whisky de 500 USD que el Sr. Port bebió a paso ligero. Y también trajeron conocimiento: a los Ghilan sólo se les puede matar de un golpe. Los gritos se oían desde aquí.  Volvimos a por Tony y Jinopotobar y conseguimos salvarlos a tiempo, bueno más bien, Tony, con un  AK47, consiguió salvarse y salvarnos a todos. El sr. Port se empeñó en decapitar los cuerpos.

Finalmente bajamos, y conseguimos ver que aparentemente no había más. Y procedimos con el sello de solomon…

La situación que se dió con Jinopotabar, donde nos abandonaba a nuestra suerte, me recordó ciertamente a 6 meses antes……

Cuando tuvimos que tratar con Olivia. cuando aquellos sueños volvían para amedrentarnos:

Losas de alabastro, cenizas, rayos de sol y cenizas que humean, como si volvieran a nacer para volver a morir al instante..

Yo mismo en un castillo cogiendo tierra de un castillo cerca de dos sarcofagos destrozados ….

Esa fiesta en La Maison, que se torna pesadilla cuando seres demoniacos salen y devoran todo su paso….

 

Padre Walter.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: